Schoenstatt para la Iglesia

6toa

Dios nos da la opción de elegir entre Él y el mundo. Si elegimos libremente a Dios, hemos de ser coherentes con esa decisión, respetando y cumpliendo Sus normas. Pero el cumplimiento de las normas hay que hacerlo desde la plenitud tal y como lo hace Jesucristo, cumpliendo desde el Amor a los demás.

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: